La qualité allemande depuis 1850

Cajas y minibares para hotel

Seleccionar una categoría

Cajas y minibares para hotel

¿Cómo elegir una caja fuerte para un hotel?

La disponibilidad de una caja fuerte es un criterio de elección básico a la hora de buscar un establecimiento hotelero. Para saber qué modelos son los más apropiados, hay que anticipar las necesidades de la clientela, sin por ello olvidarse de las del propio hotel.

Una caja fuerte para profesionales destinada a los clientes

Elegir entre los tipos existentes

No es necesario instalar unas cajas fuertes enormes en las habitaciones. En realidad, los clientes no suelen llevar objetos de valor voluminosos a sus viajes. Por regla general, la caja fuerte del hotel se utiliza para guardar documentos personales (sobre todo el pasaporte), así como dinero en efectivo y aparatos electrónicos (ordenadores portátiles, cámaras de fotos, tablets…). También puede ser necesario guardar en la caja fuerte joyas, talonarios y llaves. Se recomiendan encarecidamente los modelos de tipo cajón. Pero también se puede estudiar la posibilidad de invertir en algunos modelos más espaciosos. Los minibares también se incluyen en la gama de las cajas fuertes para hoteles. La puerta puede ser entera o de cristal, según el diseño que se prefiera.

Concentrarse en los modos de apertura

El nivel de seguridad es un baluarte indiscutible para la reputación del hotel. Teniendo en cuenta que una misma caja fuerte es utilizada sucesivamente por muchos clientes, la llave es el sistema más sencillo. Sin embargo, puede que a los usuarios no les parezca muy práctico tener que llevarse siempre la llave consigo. Por eso, los códigos son muy recomendables. En caso de olvido, una llave de emergencia garantizará la apertura de la caja fuerte de hotel. Esta seguridad doble resulta muy reconfortante. Al cabo de tres intentos fallidos, la caja fuerte se bloquea automáticamente. Para desbloquearla, se necesita la llave de emergencia o un código maestro (el del administrador de la caja fuerte del establecimiento).

Una caja fuerte para profesionales de la hostelería

Evaluar las necesidades del hotel

Los clientes no son los únicos que necesitan una caja fuerte. En el establecimiento, las facturas, el dinero, los contratos, las nóminas y otros datos sensibles no deben estar desprotegidos. Por eso, la administración debe contar con un dispositivo de protección de alto nivel. Las distintas clases de cajas fuertes se corresponden con el valor asegurado. Este va de 8000 € a 300 000 € en función de las clases, que van de la 1 a la 6. Luego hay que identificar el tipo de objetos que se guardarán bajo llave. Según su naturaleza y sus dimensiones, algunas cajas fuertes son más aconsejables que otras. Se recomienda encarecidamente pedir consejo a un técnico.

Combinar practicidad y fiabilidad

La caja fuerte para profesionales se puede instalar en cualquier habitación, aunque lo ideal es que tenga poco paso de personas. El despacho del director es por lo tanto el lugar más recomendable. Si la pared de hormigón o ladrillo tiene un buen grosor, se puede empotrar en ella la caja fuerte con el fin de garantizar su máxima discreción. De lo contrario, lo más conveniente será un modelo de superficie. Es fundamental entender que la expresión «de superficie» suele referirse a una sujeción mediante cableado o anclajes. De ese modo, es imposible arrancarla. De hecho, la fiabilidad se mide mediante las normas y referencias.

Un consejo ? Un presupuesto ? Contactenos
Devis gratuit
912 694 013